Nuestra labor como fabricantes de silos

Contamos con más de 30 años de experiencia como fabricantes de silos. Son piezas fundamentales tanto en la industria agraria como en trabajos o procesos de almacenamiento.

Y precisamente por nuestra larga trayectoria y por la importante labor que hacemos, queremos aprovechar aquí para explicar un poco qué pasos seguimos en la preparación y construcción de silos.

Estructuras de almacenamiento

Los silos tienen principalmente tres partes y están pensadas para que se puedan almacenar de la manera más segura los diferentes elementos que haya que incluir, como por ejemplo el grano.

Fabricante de silos, Estructuras Domo

Te explicamos, en líneas generales lo que es un silo

Debajo de todo estaría una parte de descarga, que sería por donde uno podría recoger aquello que sale.

A continuación, la base cónica, en donde se estrecha el depósito y finalmente, el cuerpo, mucho más grueso y el que realmente almacena el producto.

Se llevan construyendo estructuras similares en civilizaciones antiguas desde hace siglos, ya que son especialmente útiles y eficientes tanto en el almacenaje como en la distribución de recursos, permitiendo tener mucho producto almacenado en muy poco espacio.

Una de las ventajas principales y más importante es que conserva el producto en perfectas condiciones para que los efectos externos no lleguen a influir directamente sobre el contenido que guardan.

En función de cada caso

Hay una regla básica, cada silo dependerá directamente de la situación de quien lo solicita.

Ya sea en dimensiones, materiales o contenidos, habrá elementos que influyan sobre el proceso de construcción. Y es necesario conocerlos previamente para entender cómo hay que llevarlo a cabo.

Por lo tanto, lo primero que hacemos es el diseño o las medidas que son necesarias.

Se habla con el cliente sobre la capacidad que espera, el tipo de material que va a almacenar y se estudia qué materiales son más compatibles con este.

Una vez está listo el diseño, se empieza a realizar la estructura en el propio terreno.

Previamente hay que preparar la zona en la que se va a construir, para que pueda albergar el silo sin complicaciones.

Lo siguiente sería empezar a diseñar el esqueleto, o los rieles de acero o de otro metal a través de los cuales se fijarán las tablas o las planchas de metal que terminen recubriendo la estructura. Principalmente, estas serían las claves, claro que nunca es tan sencillo.

Estos serían algunos elementos que cabrá tener en consideración.

 

Para empezar, muchos son ya prefabricados. En estos casos, se realizan con piezas más grandes y no se busca tanto un diseño más personal aunque todo depende de las necesidades de cada cliente.

Fabricantes de silos, Estructuras Domo

El motivo es que se determinan por capacidad y se venden a personas que saben más o menos qué van a guardar y en qué cantidad.

A la hora de gestionar un proyecto de silos, hay varios factores en los que es necesario pensar para entender hacia dónde tienen que enfocarse los resultados y hacerse preguntas como por ejemplo, ¿para qué cantidad?, ¿de qué material? ¿hay que tomar alguna precaución estrella?.

Solo contestando correctamente a este tipo de preguntas, se puede realizar un proyecto correcto, ya que sin una parte de investigación, de poco o de nada sirve ir con piezas prefabricadas.

Y, dado que cada silo será diferente en función de la labor que vaya a cumplir, siempre dependemos de la idea o la necesidad del cliente para aventurarnos a ofrecer el proyecto final.

Es decir, cada uno puede ser diferente, aunque los trabajemos de la misma manera.

En conclusión, crear silos es una labor que exige tiempo y dedicación para entender e investigar lo suficiente sobre las necesidades del cliente.

Como fabricantes de silos con más de 30 años de experiencia, conocemos perfectamente las diferentes posibilidades que existen en su creación y las aprovechamos para conseguir mejores resultados.

Si tienes alguna duda o consulta, ponte en contacto con nosotros y te informaremos sin compromiso.